El reto de independizarse

Irnos de casa de los padres y vivir por nuestra cuenta es un momento de nervios, dudas pero mucha ilusión. Es un momento clave en la vida adulta y las personas con discapacidad intelectual se encuentran con la misma ilusión pero con más dificultades.

Nuestro servicio de apoyo al hogar está pensado para dar solución a las dificultades que las personas con discapacidad intelectual se pueden encontrar en su paso a la vida independiente.

El servicio de apoyo en la autonomía al propio hogar es una servicio de educador que ayuda a organizar y realizar las tareas de cada día. El educador marca con la persona que quiere vivir de forma independiente cuáles son las líneas que quiere trabajar para conseguir desarrollarse perfectamente en su día a día y, semana a semana, mes a mes, se trabajan estas líneas hasta llegar al momento en que ya no hace falta el servicio.

Desde Aspanin creemos muy importante ayudar a que todo el mundo pueda realizarse y es por eso que este servicio es básico para mejorar la calidad de vida de muchas personas.